sábado, 13 de octubre de 2018

Dulzuras de tu esencia

Y tomando tu mano me acerco a tu cara, me acerco a tu boca en un sutil y apasionado beso, como el rojo de tus labios; y así suavemente deslizándote entre mis manos, deslizándote entre mis brazos; y beso tu cuello y el dulzor de tus mareas; una y otra vez; y te sigo amando a mariposas y lunas, encantado en todo tu cuerpo, que voy llenando del querer, que me da tu misma silueta a cada beso, a cada dulzura ya en el áureo de tu vientre; y llegando a la cima de tus finezas; destellando delicias de tus pétalos, destellando ambrosías de tu esencia.